Acerca de predicciones economía e inmuebles

A veces el tiempo termina por dar la razón en temas que preferirías haberte equivocado, me sorprendió mucho leer este titular del diario el Estímulo “Se derrumban precios de apartamentos en dólares y en bolívares“más cuando este data del presente año y el escrito por este servidor es del año 2014.

la-tormenta-perfecta-inmobiliaria

Fuente: El Estímulo

Una excelente amiga que para entonces se encontraba trabajando en la web llamada Factor Internacional me solicito un articulo sobre Economia e Inmuebles, recuerdo haberme dicho Cómo vas a hacerlo? no sabes nada sobre escribir y menos sobre economía, pero la vida no recompensa a los que no se arriesgan así que me decido por escribirlo.

Para el momento me encontraba trabajando como asesor inmobiliario en Venezuela para la empresa Century 21, el panorama era de incertidumbre ante las diferentes medidas adoptadas por el gobierno; Siempre he pensado que en mi país existen múltiples dimensiones algo así como sacado de la película “Interestelar’ donde cada persona vive una realidad diferente, pero lo más importante no es escribir para obtener razones, lo haces para comunicarte para dejar en cada palabra un sentimiento, activar en el lector la más poderosa arma que existe “El poder del pensamiento”.

He aqui dicho articulo:


En Venezuela se gesta “La tormenta perfecta inmobiliaria”

Los últimos años habíamos venido observando un incremento en el precio de los  bienes inmuebles,  ocasionado por múltiples factores que habían generado una distorsión de grandes proporciones, términos como burbuja inmobiliaria comenzaron a ser oídos como referencia a encontrar una respuesta a lo acontecido en el ya malogrado mercado de bienes raíces del país.

¿Pero que es una Burbuja Inmobiliaria?En términos generales es un aumento excesivo e injustificado de los bienes inmuebles o bienes raíces, ocasionado generalmente por la especulación.  Los precios se incrementan sin que para ello exista una razón lógica. Su incremento se fundamenta básicamente en la especulación y en el deseo de la gente de adquirir bienes para luego vender a mejor precio, aprovechando precisamente ese incremento de los precios.

En nuestro país necesariamente no ha sido este el único factor en la formación de la misma, podríamos decir que han existido una serie de ingredientes en algunos casos peligrosos  en este caldo que se fue cocinando a fuego lento.

Veamos algunos de estos elementos:

Leyes dirigidas al sector, la aplicación por parte del gobierno de  leyes especiales como la LEY PARA LA REGULARIZACIÓN Y CONTROL DE LOS ARRENDAMIENTOS DE VIVIENDA  cuya finalidad es la de buscar  resaltar el derecho a la vivienda, la no discriminación del arrendatario y declarar de interés público toda materia relacionada con los arrendamientos residenciales, logró crear un efecto contrario, llevando  al mercado de alquileres prácticamente a su extinción.

LEY CONTRA LA ESTAFA INMOBILIARIA esta ley prevé que “la preventa, venta o enajenación de bienes inmuebles destinados a viviendas en proceso de construcción o aún no construidas, sólo podrá iniciarse cuando la empresa constructora haya obtenido toda la permisología exigida por los órganos y entes competentes en materia de vivienda y desarrollo urbano… “. Un efecto  similar a lo explicado en la anterior ley pudo ser observado también en esta,  el excesivo control por parte del estado venezolano, así como factores como inflación, políticas cambiarias, burocracia ineficiente, regulación laboral, constituyen un desincentivo para los inversionistas  privados del sector de la construcción.

La combinación de estos factores aunados a políticas económicas erráticas,  llevó a un incremento en la demanda la cual  no pudo ser cubierta en su totalidad por la oferta existente en el mercado secundario, convirtiendo a estas propiedades en un objeto sumamente deseable para los compradores que estaban dispuesto a pagar lo que fuera con el fin de adquirir estos  inmuebles.

¿Qué ocurre si tienes una propiedad  por la que  están dispuesto a darte más de su valor real, teniendo como compañeros de este galope a una devaluación de la moneda, un férreo control cambiario y unas de las inflaciones más altas de Latinoamérica? podríamos decir que estamos creando la tormenta perfecta inmobiliaria. En una burbuja, la oferta de bienes no se incrementa en función de las necesidades reales de la sociedad sino en función de satisfacer al inversionista, lo que lleva a una desensibilización del vendedor que ya no percibe su propiedad como una vivienda que cubrirá la necesidad de un comprador que desea adquirirlo con esa finalidad, sino como un producto de inversión, esto debido a que al incrementarse la demanda de un bien raíz, la oferta se incrementa en función de esa demanda que sigue creciendo por lo atractivo de su rentabilidad. Todo el mundo querrá  comprar  un inmueble con la esperanza y la convicción que luego lo venderá a un mejor precio… Este fenómeno ocurrió en países como EE.UU y España donde se llego a construir más bienes de los que la sociedad pudo consumir, y cuando eso sucedió toda la estructura especulativa se vino abajo.

En el país específicamente en las grandes ciudades estamos observamos este mismo efecto,  aunque claro está los síntomas de la enfermedad son muy diferentes, demostrándose que en economía se pueden cometer los mismos errores aun estando en polos tan opuestos y equidistantes como lo son Capitalismo y Socialismo. Lo que me atrevo a asomar es una posible caída en los precios de los inmuebles, esto apoyado por un alza en la oferta, pero en nuestro caso no proveniente  de la construcción de nuevas propiedades,  sino impulsada por  factores impositivos como el  vertiginoso aumento en la emigración, implantación de un mercado selectivo lo que ha ocasionado una importante disminución en la demanda, hecho este que derribara la estructura especulativa.

¿Es esto pasajero? En este punto hay un aspecto que  pesara por sobre otros productos de inversión que puedan ser de fácil movilidad, de lo que hablamos son de bienes raíces o bienes que no pueden ser trasladados, por lo que el factor nacional impactará positiva o negativamente de manera directa.

Mientras no existan claros y marcados cambios que nos lleven a una estabilidad macroeconómica,  iremos avizorando en el panorama densas y oscuras nubes que anuncian el comienzo de nuestra tormenta perfecta.

valor-historico-de-los-inmuebles

Fuente: El Estímulo


 

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s